Reseña Zac y Mia

viernes, 19 de febrero de 2016


Título: Zac y Mia
Autor: A.J. Betts
Editorial: Salamandra
Sinopsis: Si bien el ambiente frío y aséptico de una clínica es el último lugar donde una pareja de adolescentes esperaría iniciar una relación significativa, a veces el azar nos sorprende con encuentros fortuitos que marcan nuestro destino.Convaleciente de un trasplante de médula, Zac lleva semanas solo y aburrido en el hospital cuando en la habitación contigua ingresan a Mia, una impetuosa chica de su edad. A los golpecitos en el tabique del principio les sigue el intercambio de notas por medio de las enfermeras y, finalmente, en el silencio de la noche, la comunicación a través de Facebook. Paulatinamente, una amistad surgida de la necesidad da paso a una atracción muy especial que, sin embargo, se verá expuesta a una dura prueba cuando más adelante la realidad cotidiana interponga unos obstáculos con los que Zac y Mia no contaban.


Mi opinión

Hace ya un tiempo escuche muy buenas opiniones acerca de este libro por lo que decidí ponerlo en mi lista de pendientes. Hasta hace unos días no pensaba leerlo por el momento, pero mientras pasaba por una librería lo vi y me anime a comprarlo.

 Zac y Mia nos cuenta cómo es la vida de Zac dentro del hospital, en el cual se encuentra recluido a causa de su reciente trasplante de médula. A sus diecisiete años el está aburrido de tener que pasar las veinticuatro horas del día al lado de su madre, pues aunque la quiere cree que necesita su espacio. Entonces, un día como cualquier otro llega una nueva paciente a la habitación de al lado. Es Mia , una chica que continuamente pelea con su madre y que desde la perspectiva de Zac tiene mucha suerte. Gracias a la estrepitosa música que Mia reproduce una y otra vez en su iPod, Zac temiendo por sus tímpanos decido tocar la pared de 6 cm que los separa. Es entonces que una extraña relación, a través de toc tocs, papeles intercambiados y mensajes por la madrugada, nace entre ellos.

Mia tiene la habilidad de mantenerme anclado al brillante e imprevisible presente. Justo donde se supone que debo estar.

En el libro encontramos dos personajes completamente opuestos, pero que a la vez se complementan. Ellos se necesitan para darse fuerza en los momentos más difíciles. Antes de leer el libro, había leído reseñas en las que que la mayoría de las personas decía que la relación que tienen Zac y Mia es más compañerismo que otra cosa, pero yo difiero. Si bien es cierto que no hay tanta química como quisiera, me gusta la pareja que hacen y lo mucho que se necesitan, y el hecho de que su relación se desarrolle lentamente y sin apuros me ha gustado mucho más.

Cuando el cuero cabelludo te pica como a mí, cuando la pierna te duele espantosamente, cuando la comida sigue provocándote arcadas, dejas de buscar espinilla que ni siquiera están ahí. Dejas de reírte de bromas que ni siquiera tienen gracia. Dejas de considerar "delgada" un piropo.

Siguiendo con el tema de los protagonistas. Hablare primero de Mia, un personaje con el que me he desesperado más de una vez. A comienzos del libro su actitud de incomprendida y egoísta  me resultaba muy difícil de leer. Pero conforme avanzaba la historia se me hacía un poco más soportable, aunque claro aún estaba ese sentimiento de desagrado. Luego tenemos a Zac que sin dudas es el personaje que más me gusto del libro, tampoco es como si hubiera de donde escoger ya que al no contar mucho de los secundarios no me encariñe con ninguno. Zac es a todos luces un gran chico, tiene una gran relación con su familia, es muy positivo y no se rinde fácilmente. Pero el hecho de que me gustara más, era la facilidad con la que leía las partes narradas por él. Deseando un poco más de Zac y menos de Mia.

Zac y Mia nos trae una historia muy realista. Con personajes muy diferentes pero que se complementan. Sin dudas una historia triste, reflexiva que a la vez está llena de esperanza y ganas de seguir luchando.



Facebook Twitter Pinterest Google Plus

No hay comentarios.